Sánchez Martos no debe dimitir, debe ser destituido por mentiroso

CARLOS NICOLÁS — MADRID 8 MAY, 2017 –

Nunca un consejero de Sanidad había suscitado tanta unanimidad como la conseguida por Jesús Sánchez Martos, al frente de la Sanidad de Madrid en estos dos últimos años con el apoyo fiel de Cristina Cifuentes quien, en los últimos días, se presenta como adalid de la transparencia y, en consecuencia, contra el engaño. Y el cometido de Sánchez Martos no ha sido más que engañar.

La gota que ha colmado el vaso de su actuación se produjo el pasado viernes, 5 de mayo, cuando en la votación de los presupuestos para el presente ejercicio de 2017, su partido, el Popular (PP), con el apoyo del de Ciudadanos, tumbaron los acuerdos existentes sobre la Carrera Profesional. En los últimas horas no ha faltado organización profesional que no haya denunciado el engaño, calificado hasta de ‘fraude’, y solicitado el relevo de tan inútil personaje.

El sindicato médico AMYTS ha multiplicado sus comunicados y hasta solicitado la presencia de la presidenta Cifuentes en la Mesa de la Negociación de Sanidad para conocer el por qué del engaño. Y, si ella no puede, que vaya la consejera de Hacienda que, por todos los indicios, es la que mueve los hilos de la sanidad.

En su última nota, AMYTS pide un nuevo consejero de Sanidad para Madrid pues, sobre la actuación de Sánchez Martos, “las únicas evidencias mensurables de su gestión son el incremento de las listas de espera, los colapsos crónicos de las urgencias, la disminución de camas por habitante, el derrumbe de techos e inundaciones en los centros por insuficiente mantenimiento, y un largo etcétera”.

Desde mi punto de vista, en la relación falta un punto fundamental: su ninguneo de la Asamblea de Madrid, cuyos acuerdos no considera vinculantes, lo que encierra un tufo antidemocrático, cuando no filofascista, de su concepción de la política. Él está por encima de la Asamblea, el órgano legislativo. Y su presidenta se lo consiente.

Desde otra organización sindical, la Federación de Empleados de Servicios Públicos de UGT-Madrid, se insiste en que, tras el nuevo engaño de Sánchez Martos, no merece ninguna credibilidad y, por lógica, debe abandonar el puesto. Para UGT, el actual consejero no le merece ninguna credibilidad ni cuando da marcha atrás como sucedió hace unos días con el planteamiento para la reconversión de 130 camas de agudos del Hospital de Móstoles en camas de media y larga estancia.

La relación de rechazos es amplia. A los citados, y en la misma línea, pueden sumarse los de la Asociación de Facultativos Especialistas de Madrid (AFEM), o la del sindicato CCOO…. Todos en la misma línea.

A no ser que mantener al frente de la Sanidad a Jesús Sánchez Martos responda a lo que él, en una ocasión y en públicamente, aseguró: que él estaba allí para conseguir votos para Cristina Cifuentes.

Sin comentarios.

Carlos Nicolás

Director Editorial de Acta Sanitaria

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s